Rashomon (1950)

Puede comprar su tiquete o boleto por medio de Sinpe Movil, transferencia, depósito o Paypal. Valor del Boleto o tiquete: 3.000 colones. Si paga por medio de Paypal es de 5.5 dólares. Consultas al WhatsApp 8849-8034.

Dirección: Akira Kurosawa

Producción: Minoru Jingo

Guion: Akira Kurosawa y Shinobu Hashimoto

Basada en los cuentos «En el Bosque» y «Rashomon» de Ryunosuke Akutagawa

Música: Fumio Hayasaka

Fotografía: Kazuo Miyagawa

Montaje: Akira Kurosawa

Protagonistas:
Toshirō Mifune
Machiko Kyō
Masayuki Mori
Takashi Shimura
Minoru Chiaki
Kichijiro Ueda
Fumiko Homna

En el siglo XII, durante una fuerte tormenta, un monje, un peregrino y un leñador se guarecen en las semidestruidas puertas de Rashô. Esperando que el tiempo mejore y les permita regresar a sus quehaceres los tres discuten casi filosóficamente sobre la naturaleza de las acciones humanas.

El monje y el leñador comienzan a reflexionar sobre el caso del asesinato de un samurái al que ambos fueron llamados como testigos en el juicio: el monje se encontró con el samurai y su esposa antes de suceder el crimen y el leñador encontró su cuerpo en el bosque. Al juicio también fueron convocados los tres únicos testigos directos: un bandido famoso llamado Tajômaru, quien presuntamente asesinó al samurai y violó a su esposa, la esposa del samurai y el mismo samurai que testifica mediante una médium. Los tres cuentan una historia estructurada de manera similar: el bandido Tajômaru se enfrentó, secuestró y ató al samurai para poder violar a la esposa. Pero finalmente se contradicen entre sí y las motivaciones reales del asesinato no son las que parecen.

La esposa: Indica su versión del crimen y violación

El bandido: describe su versión mostrando su lucha con el asesinado y la entrega voluntaria de la esposa.

El asesinado: A través de una médium describe la lucha, la traición de su esposa y su muerte.

Un testigo: Participa dos veces al inicio describiendo el contexto y al final dándole un sorprendente desenlace.

Tras escuchar los cuatro relatos el monje, el peregrino y el leñador logran un final lleno de humanidad.